Al tratar de establecer una relación entre sujeto cámara y espectador  es indispensable (por el momento) introducir un elemento más, un  agente unificador dentro del proceso creativo de la elaboración del film: el director. Es esta persona quien hará posible el dialogo y definirá el lenguaje entre el sujeto  la cámara y el espectador.

Considero que en un documental  es el director o realizador la figura central, por tanto que el significado del film depende de lo que este quiera comunicar y a quien; es decir la intencionalidad del trabajo. Dentro de la producción el director posee varios elementos para hacer posible esta comunicación, básicamente son las imágenes y los sonidos que se captan a través de la cámara. Así mismo dentro de la edición el orden  y la jerarquía de estos elementos dispuestos a lo largo de la película lograran una respuesta determinada por parte del público. Considero  que es esta reacción el fin último del documental.

En mi opinión un documental etnográfico  debe ir mucho mas aya de la realización de un video de un grupo de personas cazando, sembrando, bailando, bebiendo sangre de buey, sacrificando un animal, o realizando un ritual en algún lugar del de lo que Mc Dougall y Hammond llamaran el tercer mundo[1].

Para la realización de un documental etnográfico considero no solo pertinente  sino indispensable que el director sea una persona con formación  antropológica ,  no por el hecho de que este pueda desarrollar una metodología particular, sino por la esencia misma del film donde las cuestiones antropológicas  nos permitan apreciar una representación donde se manifieste  la persona, sus acciones, su relación con el medio, con el entorno social y cultural, cómo este entorno acerca a la persona y cómo la persona afecta a su entorno.

El propósito no es entonces inmortalizar una practica cultural o ritual de alguien a quien se muestre como un ser distante y distinto  dentro una cinta de celulosa o un DVD, sino por el contrario es problematizar y desnaturalizar supuestos, encaminados a un mayor entendimiento  y exposición de un hecho social.

Así pues un film etnográfico puede ser realizado tanto sobre las dinámicas de la tribu de cazadores recolectores mas apartada en la selva amazónica o en el África subsahariana como sobre los corredores de bolsa de wall street en la ciudad de  Nueva  York. No debemos ir necesariamente al otro lado del mundo, atravesar los lugares mas inhóspitos para relacionarnos con el sujeto de  estudio, este  no tiene que  distar mucho de nosotros, inclusive puede estar en este momento escribiendo o  leyendo un ensayo sobre la relación cámara sujeto espectador.

En películas denominadas “auto etnográficas” o para usar un término más adecuado “Cine de autor” podemos ver  este ultimo tipo de etnografía, donde el sujeto es uno mismo, donde  surge la problematización de la subjetividad que se convierte en el hilo conductor del film. A manera de ejemplo podemos citar importantes Films como News from Home, (1976) The Glenners and I (2000) o incluso Sans Soleil (1982).

En el caso de News from Home o Sans Soleil observamos un fenómeno muy interesante, a diferencia de las etnográficas tradicionales donde el antropólogo generalmente  busca relacionarse y crear algún tipo de familiaridad  una con el  sujeto, aquí los directores buscan extraerse, distanciarse de si mismos y de el producto en si, tal vez para crear la ilusión de ser objetivos y realizar un film critico que nos permita como espectadores aproximarnos a el. Este mismo  resultado se obtiene  en The Glenners and I, pero con una técnica completamente contraria donde la directora (Agnes Varda)  recurre frecuentemente a hacer notar su presencia incluyendo tanto su imagen como sus experiencias  y vivencias dentro del documental, lo cual puede ser extraño y por consecuencia chocante en un principio, porque produce cortes intrusivos en la narrativa, pero finalmente los aceptamos y consentimos al entender la intencionalidad del film.

Cabe aquí hacer la salvedad que el hecho de  que un original fílmico, independiente de su genero sea ya cinema de autor, cinema verite, cine de liberación, documental dominical, ciencia ficción, pornográfico, etc.  no sea realizado por  un científico social, no exceptúa su potencialidad de ser un documento etnográfico; pues al ser observado analizado y estudiado por el  espectador con formación  antropológica,  puede llegarse a la problematización de los aspectos socioculturales a los cuales ya hice referencia. De manera similar como un arqueólogo puede dar cuenta de las dinámicas sociales y cambios culturales dentro y fuera de  un grupo humano al analizar una pirámide en Egipto o un basurero en las afueras de la ciudad.

Es entonces que el espectador, el receptor del trabajo en última instancia empieza  a relacionarse con la propuesta del autor, y desarrolla un juicio sobre el mismo. es entonces cuando llega el momento de la verdad y donde en el caso del documental la veracidad misma de este cobra importancia, a raíz  de que si es considerado por la audiencia como un documento fidedigno creíble y correctamente expuesto a manera que sea entendido el mensaje,  el director puede asumir el éxito o fracaso de su empresa.

Así pues el papel del espectador contrariamente a lo que lo dijera  Rogert Gardner (Gardner 1996:173)  con respecto a su  propósito e intencionalidad, no es  pasivo ni contemplativo. Es claro que de éste se espera una  de muchas respuestas. Por lo tanto el papel del director al realizar el documental debe dar cuenta de esto y articular al espectador dentro del mismo film esmerándose así para obtener una aproximación tanto entre el espectador y el sujeto, como del espectador y el propósito y del espectador y el director mismo encaminándolo hacia una réplica esperada.

Con lo anterior  y anticipándome a la critica Gardneriana, no pretendo decir que el propósito de el film debe ser  instructivo, simplemente me baso el hecho de que el contenido del documental y las acciones registradas allí por los sujetos son en alguna medida  manipuladas o manejadas por el director para crear una narrativa que disponga unas reacciones por parte del espectador. Las imágenes y los sonidos requieren tener un significado, significado que nos es dado por el director y que son ordenados y jerarquizados de una manera determinada para exponer determinado hecho o situación.

La herramienta por excelencia para el registro de los hechos sociales dentro de los documentales fílmicos es la cámara de video. Aquí emerge la relación del director con la cámara, la cual puede ser  vista como un artefacto que  proporcione evidencia sobre una hecho pasado, como un chirimbolo de exploración o investigación, como una extensión  de la memoria para preservar en el tiempo una vivencia, un lugar o un recuerdo, como un recolector de experiencias propias y ajenas para guardar o compartir, como una ventana hacia realidades alternas, como un manipulador de escenarios, como una barrera para  separarse y sentirse distante de otros mundos, como un artilugio para inmortalizar, como un espejo.

Sea alguna de estas u otra la relación que se desprenda entre el realizador y la cámara, es importante en la medida que determina la relación del sujeto y la cámara. Cómo éste va a comportarse frente a ella, si va a actuar, o interactuar, si se sienta cómodo, la ignore o  el nivel en que la presencia del investigador y su aparato por su simple  presencia  alterare el comportamiento del sujeto (análogamente al principio de indeterminación de Heisenberg [2]).

Así mismo la relación de la cámara y el espectador es determinada por los deseos del realizador, la forma en que se hagan las tomas, la apertura del lente, la inclinación del mismo, los acercamientos o alejamientos, el horizonte, la intensidad de la luz , los filtros que se manejen, continuidad  y extensión de las escenas,  el movimiento de la cámara la nitidez misma de la película, los sonidos, el volumen, las voces en off, el sonido ambiente, etc. todo esto  es predispuesto por el realizador para que veamos algo, para sentir simpatía o antipatía, para alarmarnos o conmovernos, para interesarnos o despreciar. El director quiere que veamos através de sus ojos, compartir  lo que el vio o lo que quiso ver o inclusive para ocultarnos, exagerar o  restarle importancia a lo que presenció o fue testigo.

Es aquí donde asumo que en la relación sujeto cámara  espectador, no solamente  media  el director, a raíz que la correspondencia entre sujeto y espectador esta determinada por lo que presente la cámara, sino que es entonces que esta ultima se personifica en el realizador, o mejor aun el realizador se convierte en la cámara.

Considero que estas relaciones no debe ser de ninguna manera especifica, simplemente no debe haber una especie de cartilla o normativa, dichas  correspondas no deben pero si  suceden.  Al ser determinadas por la intencionalidad del realizador, éste necesita  adueñarse y hacer uso de cuantas herramientas disponga para lograr su objetivo y lograr transmitir su mensaje.

De la misma manera discurro que el papel del espectador al igual que el del sujeto necesita  ser activo y dinámico. Tanto la cámara (el realizador), el sujeto y el espectador precisan  idear alguna técnica donde no se contemplen labores especificas sino compartidas, algún método donde el sujeto se convierta en espectador o incluso también en  cámara y todas las posibles combinaciones que se puedan lograr sin perder una narrativa, algún medio donde la información y la comunicación no actúe mecánicamente desde una sola vía y se pueda establecer un verdadero dialogo. Un nuevo formato donde de alguna nueva  manera quántica se puedan obtener diferentes  e igualmente validas  perspectivas de pensamiento y accesos multidimensionales  de la acción y omisión humana. Un camino hacia  el nuevo  antђropologic film.

Bibliographic

Gardner, R 1996,”the impulse to preserve” En Beyond Document. Seáis on nonfiction Film. Charles Warner (ed) hannover, Wesleyan University press.

Hammond, J,D (1988)” visualizing themselves: Tongan Videography in Utah , Visual Anthropology, I:397- 400

Mc Dougall, D (1987) “ Media friend or media foe” Visual anthropology I:54-58.

Mosca Gene, Tipler Paul Allen (2005) “Physics for scientists and engineers”. 5th ed

Filmografia

Kerman C.  (1976) ”News from Home”.

Marker,,C (1982). “Sans Soleil” .

Varda, A(2000). “The Glenners and I”


[1] Mc Dougall 1987:57: Hammond 1988; 398

[2] Física para la ciencia y la tecnología: 1052, Autor Gene Mosca, Paul Allen Tipler